Irán trata de amordazar a sus mujeres con el cierre de la revista 'Zanan'

[Publicado el 29/01/2008 en ADN.es]
La publicación mensual, dirigida por la feminista Shahla Sherkat, tenía una tirada de 40.000 ejemplares l Desde 1992 luchaba por la igualdad de derechos de las iraníes l Internet, única herramienta para las voces críticas

En su reciente visita a España, la Nobel de la Paz iraní, Shirin Ebadi hablaba de la ventaja que suponía que el movimiento que lucha en su país en pro de los derechos de las mujeres no tuviera un líder único y visible. Ebadi afirmaba que, por este motivo, el fenómeno no podía ser frenado con la detención de una persona.

A nivel internacional, esta lucha, que persigue la reforma de las normas que debilitan la identidad de la mujer y vulneran sus derechos, ha encontrado en internet su mejor aliado a la hora de darse a conocer. La campaña "Un millón de firmas para cambiar las leyes discriminatorias" (www.we-change.org) se ha encargado de ello.

Sin embargo, lo que sí tenía este movimiento sin cabeza es una voz en papel, la revista 'Zanan' (Mujeres), que desde su fundación en 1992 se ha convertido en la publicación más importante para las mujeres de Irán, con una tirada de 40.000 ejemplares.

Contra esta publicación es contra la que acaban de actuar las autoridades iraníes, ordenando su cierre, según publica este martes el diario El País.

Una mujer presidente

Detrás de 'Zanan' está la periodista y activista Shahla Sherkat, quien en 2006 obtuvo el premio a la Valentía en el Periodismo de la Fundación Internacional de Mujeres en los Medios.

Sherkat, que a lo largo de estos años defendiendo los derechos de las mujeres iraníes y hablando sobre la situación política del país ha tenido no pocos problemas con la Justicia e, incluso, ha pasado alguna temporada en prisión.

Ante las próximas elecciones presidenciales de 2009, el alma mater de 'Zanan' es una de las agitadoras más activas a la hora de luchar por que una mujer pueda ocupar el sillón presidencial, cosa que, actualmente, está prohibido por la Constitución iraní, que dice que el cargo está reservado a un 'rejal'.

Tal y como explicaba recientemente la escritora iraní afincada en España Nazanín Amirian, en un artículo publicado en la revista Política Exterior, 'Rejal' significa en árabe 'hombres', mientras que en persa es sinónimo de 'personas destacadas'. Así pues, la prohibición del texto constitucional se fundamentaría tan sólo en la distinta interpretación del término.

Mientras que las autoridades iraníes utilizan la acepción árabe de la palabra para cerrar el paso de las mujeres a la Presidencia, feministas como Sherkat luchan para que este término desaparezca de la Constitución.

Siempre les quedará internet

A pesar de que el cierre de 'Zanan' es un duro golpe para las feministas iraníes a éstas siempre les quedará internet.

Miles de mujeres se han unido a unas 300 webs de distintos grupos femenistas para potenciar la participación política de las mujeres en Irán.

La nobel Ebadi afirma que el persa se ha convertido en el tercer idioma más usado en la Red y, aunque puede que la cifra sea un tanto optimista (para Technorati, está entre las 10 lenguas más usadas entre los blogs), internet puede ser una eficaz herramienta para la disidencia iraní. De hecho, para Ebadi dice que "no es una herramienta más, sino la única posible para las voces críticas".

En la actualidad, decenas de mujeres están en las cárceles de Teherán por reivindicar sus libertades, acusadas oficialmente de poner en peligro la seguridad del Estado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada